“Marcha atrás … por un mar sin plástico” Campaña 2017

Photos Nina Sletmo (20)

En contraste con la atención que prestan a su huella ecológica la mayoría de visitantes a las islas Galápagos, los residentes ignoran en gran medida cómo sus acciones diarias afectan el lugar especial donde viven. Un ejemplo simple es cómo los niños pequeños tiran su basura en el suelo en lugar de colocarla en un basurero. Una consecuencia triste, y por desgracia frecuente, es encontrar cachorros de lobos marinos jugando con bolsas de plástico.

En respuesta a esta discrepancia visible, el gobierno regional de las islas ha dado pasos en la dirección correcta a lo largo de los años: con la promoción de separación de basura desde el 2005 y la concienciación sobre plásticos desechables desde el 2015. Este año la Comisión de Plásticos de San Cristóbal pretende aprobar una ordenanza municipal que prohíbe las bolsas de plástico para compras y el uso de contenedores de poliestireno. Sin embargo, un componente de política pública esencial que falta para sostener el cambio a través del tiempo es formar una cultura local de prevención de basura y reducción de plásticos a través de la educación y apropiación pública.

Por esta razón, GECO está utilizando la educación experimental y el arte para llegar primero a niños y adolescentes y, a través de sus mensajes creativos, influir en los ciudadanos y las autoridades locales. Nuestros objetivos son reducir permanentemente el uso de bolsas de plástico en las transacciones locales de compras en un 50% a finales del 2017; disminuir la cantidad de basura encontrada en las calles seleccionadas del vecindario y alrededor de las escuelas en un 25%; e informar mejor a las autoridades y a los líderes locales para que puedan mejorar los procesos de recolección, compostaje y reciclaje. Lograremos la sostenibilidad del proyecto mediante la colocación de letreros de madera, además de impulsar el uso de bolsas reutilizables en hoteles y mercados, círculos de acción de vecindarios y patrullas escolares.

Photos Nina Sletmo (10)

Nuestras actividades incluyen:

  • Consolidar un grupo juvenil local de un mínimo de 10 miembros dedicados,
  • Impartir la enseñanza por pares a 100 niños locales en los cursos vacacionales de verano durante los meses de marzo y abril,
  • Realizar campañas permanentes con carteles de madera diseñados por los estudiantes en lugares estratégicos alrededor de la comunidad en la isla,
  • Promocionar bolsas reutilizables en 15 bed-and-breakfasts y hoteles,
  • Promocionar la reducción de plástico en las 50 tiendas más populares,
  • Promover compromisos de reducción de plástico en al menos cuatro barrios, a través de películas al aire libre, presentaciones de artistas en zancos y talleres de artesanías.
  • Fortalecer los clubes ecológicos en las escuelas, y
  • Llevar a cabo un tour y explicación de la investigación del capitán Charles Moore en su barco Alguita (descubridor del Great Pacific Garbage Patch y autor de Plastic Ocean) para los 20 principales ciudadanos que realicen sus promesas.

Photos Nina Sletmo (22)

Photos Nina Sletmo (32)

A través de nuestras actividades creativas y participativas con el apoyo de Galapagos Conservation Trust, GECO mostrará cómo San Cristóbal lidera el camino para promover “Marcha atrás … por un mar sin plástico”.

Photos Nina Sletmo (13)

“Going back… to a plastic-free ocean” Campaign 2017

In contrast to most visitors’ delicate attention to their ecological footprint during a visit to the Galapagos islands, residents largely ignore how daily actions affect the special place where they live. A simple example is how young children throw their trash on the ground instead of placing it in a trash can. A sad, unfortunately frequent consequence, is finding baby sea lion pups playing with plastic bags.

In response to this visible discrepancy, the regional government of the islands has taken steps in the right direction over the years: promoting trash separation since 2005 and disposables plastics awareness since 2015. This year the local Plastic Reduction Commission of San Cristobal plans to pass a municipal ordinance prohibiting plastic shopping bag and take-away Styrofoam containers’ use. However, an essential, missing policy component to sustain change over time is to form a local culture of trash prevention and plastic reduction through community outreach and education.

For this reason, GECO is using experiential education and art to reach children and teenagers first, and through their creative messages influence citizens and local authorities. Our objectives are to permanently reduce the use of plastic shopping bags in local shopping transactions by 50% at the end of 2017; to decrease the amount of trash found in selected neighbourhood streets and around schools by 25%; and to better inform authorities and local leaders so they can improve collection, composting and recycling processes. We will sustain the project through wooden signs placement, reusable bags in hotels and markets, neighbourhood action circles, and institutionalized school patrols.

Our activities include:

  • Consolidating a local youth group of minimum 10 dedicated members,
  • Peer teaching of 100 local children in the summer vacation camps during March and April,
  • Permanent campaigns with wooden signs designed by the students in strategic places around the island community,
  • Reusable bag promotion among 15 bed-and-breakfasts, motels and hotels,
  • Plastic reduction promotion in the 50 most popular stores,
  • Neighbourhood block parties with open air movie, artists on stilts and handicraft workshop to promote plastic reduction pledges in at least four neighborhoods,
  • Strengthened ecological clubs in schools, and
  • Tour and research explanation by Captain Charles Moore on his Alguita boat (discoverer of the Great Pacific Garbage Patch and author of Plastic Ocean) for the top 20 citizens that realize their pledges.

Through our creative, participatory activities with the support of Galapagos Conservation Trust, GECO will show how San Cristobal leads the way to promote “Going back… to a plastic-free ocean.”

Buenas Prácticas Socio – Ambientales

1

2 3

El proyecto Buenas Prácticas Socioambientales, es un espacio para la creatividad  y la innovación en nuestra comunidad y su entorno. Concebimos la educación integral como base para participar en procesos democráticos, lograr una mejor coexistencia entre los seres humanos y la naturaleza, y fomentar el liderazgo basado en los principios de empoderamiento, integridad y fidelidad; contribuyendo al desarrollo del país y de nuestro frágil ecosistema insular.

El mundo de hoy exige ciudadanos que además de conocimientos básicos, manejen una serie de habilidades, destrezas y valores que les permitan relacionarse con el mundo de una manera crítica y responsable. El desarrollo de la autonomía, el respeto a otros, el buen trato, la creatividad, la capacidad para trabajar en grupo y de innovar, son sin duda algunas de estas habilidades. Uno de los papeles más importantes de la educación en la actualidad, es el de establecer puentes para comunicar a las personas entre sí, desde sus diferentes experiencias y saberes. Permitirles que puedan trabajar juntas en la búsqueda de soluciones adecuadas a problemas comunes, y que estén en capacidad de desarrollar sus conocimientos, sus habilidades y sus destrezas de manera integral.

Objetivo General

Motivar el crecimiento personal y profesional en cada participante mediante el análisis de problemas públicos y la puesta en marcha de soluciones a base de buenas prácticas socio-ambientales.

Objetivos Específicos

  1. Orientar a los jóvenes para que realicen auto reflexión verdadera y productiva que les permita aprender sobre ellos mismos, descubrir sus talentos y fortalecer sus habilidades y la creencia de que pueden hacer algo útil para su comunidad.
  2. Fortalecer la auto-estima de los adolescentes y jóvenes participantes y orientarlos a ser buenos líderes.
  3. Guiar a los participantes a refinar sus proyectos de vida y proponer metas personales a corto, mediano y largo plazo.
  4. Coadyuvar a crear soluciones a problemas públicos desde la institución planificadora de la provincia con un equipo de jóvenes líderes, instituciones locales y organizaciones sociales.
  5. Estimular a los jóvenes y otros miembros de la comunidad para que incorporen buenas prácticas socioambientales en sus actividades de la vida cotidiana empoderándose de valores, actitudes de buen trato, asertividad y liderazgo.
  6. Impulsar el uso de la metodologías innovadoras.
  7. Incentivar a los jóvenes en el desarrollo y difusión de programas de educación ecológica para la protección, conservación, investigación y apadrinamiento de lugares emblemáticos de fragilidad ambiental.